Miryam es una colombiana que trabaja como prostituta. A la perra le encanta tener sexo y complacer a los hombres. Miryam espera todas las mañanas a un cliente que es muy puntual. Cuando el tipo llega le toca la vagina a miryam para que después ella le chupe la verga y las bolas. La zorra es bien ganosa y le gusta mamar bien para que le metan el pito muy rico en su cuquita.

14.377 visitas / 1 año